Derecho Laboral. Apuntes. Resumen. Ius Variandi. Empleador















































































Ius variandi

Dado que el contrato es de duración prolongada, para hacerlo posible es necesario admitir modificaciones en el contenido sin que implique sustituir el viejo contrato por uno nuevo.

Estas modificaciones pueden ser bilaterales o unilaterales. Es el derecho o la potestad del empleador de introducir unilateralmente variaciones en el contenido del contrato de trabajo siempre que no altere de manera sustancial las condiciones existentes.


Es fruto de elaboraciones doctrinarias recibidas pacíficamente por la jurisprudencia.

Consiste en la facultad de todo patrono de orientar el trabajo de sus subordinados, para que el mismo se desarrolle conforme a la producción de la empresa, pudiendo introducir ciertas alteraciones en las condiciones de prestación de los servicios con esa finalidad.

Siempre debe ser controlada por los jueces. 


La modificación transitoria por razones de emergencia serán examinadas en forma diferente a los cambios definitivos.

El deber de lealtad y colaboración hacen obligatorio en tales circunstancias contribuir al fin objetivo de la empresa aun cuando se le aparta temporalmente de su función habitual. 

Sí se trata de una modificación radical, será considerada una alteración del contrato y al ser unilateral podrá traer consigo la rescisión del contrato.


Fundamentación

Deriva del poder de dirección del empleador; del hecho de que la prestación se desarrolle de acuerdo a las exigencias de la producción, de la asunción de los riesgos empresariales; y del carácter dinámico del contrato de trabajo permitiendo salvaguardar su estabilidad.


Límites

No puede ser utilizada en forma arbitraria, sino que debe responder a una necesidad objetiva de la empresa. Habrá de tener en cuenta la conveniencia de la entidad empresarial, las exigencias organizativas de la empresa y deberán descartarse las actuaciones inmotivadas del empleador. 

No puede provocar al trabajador perjuicios materiales o morales.

Ambos límites son funcionales y deben ser apreciados en cada caso aplicando el principio de la razonabilidad. 


Contenidos del contrato pasible de variación: los elementos esenciales son inmodificables.

- Salarios: 

a. No es posible la rebaja de salarios: no puede reducirse el monto líquido, no se admite ninguna variación sin que se justifique de algún modo, lo cual resulta difícil. Si se aumenta el salario no se puede disminuir. Los nuevos niveles pueden ser concedidos tácitamente y la acción del tiempo juega un rol importante.

b. Cambio en la forma de remuneración: salvo disposiciones en contrario, será lícitius variar la remuneración pasando de jornalero a mensual o de jornalero a destajista, o viceversa. No debe irrogar un perjuicio al trabajador. 

- Categoría funcional: el empleador debe mantener las tareas de los trabajadores. En ejercicio del ius variandi el empleador puede introducir modificaciones siempre que se mantenga dentro de límites razonables. Cuando el operario carece de toda calificación el empleador puede contar con mayor margen para variar, pero en situaciones normales, el trabajador se contrata teniendo en cuenta dicha calificación previa que posee.

Respecto al trabajador calificado, el empleador tiene más limitado el ius variandi en materia de tareas que se le pueden asignar. Cuando el cambio supone un ascenso funcional, no existe problema; sin embargo el caso contrario constituye un ejercicio abusivo del ius variandi.

- Horario:

a. Cambio de horario: el empleador tiene facultad para disponer los horarios que convengan al normal desenvolvimiento de la empresa. Una vez establecidos deben considerarse ciertos límites para modificarlos. Nos son admisibles los cambios de turno diurno a nocturno, salvo que se trate de grupos de actividad donde esta rotación está dada desde siempre y se contemple por vía de convenciones colectivas o se estipula contractualmente. Las horas nocturnas suelen ser abonadas con un incremento sobre las diurnas. Cuando este incentivo se cobra y el horario nocturno por horario de turnos rotativo es ilícito cuando impide al trabajador conciliar el cumplimiento de otras tareas. No fue admitida la modificación de trabajo de lunes a viernes, por otro que implique desempeñar tareas los fines de semana, etc.

b. Reducción del horario: la disminución de horas trae consigo una disminución del ingreso, por lo que siempre implica un perjuicio. 

c. Eliminación de horas extra: es admisible.

- Traslados: sí el contrato expresamente admitió los cambios su licitud no ofrece dificultades. También serán admisibles si son propios del tipo de trabajo que se desempeña. En otros casos están aceptados por la costumbre o las prácticas de empresa. Sí la compañia no tenia sucursales u otros establecimientos. Habría que distinguir si se trata de un cambio de ubicación o si se realiza por voluntad exclusiva del empleador.

Otro elemento a considerar es la distancia. 


Ejercicio abusivo del ius variandi

En caso que ocurra estamos frente a una crisis del contrato de trabajo que implica una rescisión unilateral del mismo. Lo habitual es el recurso al despido indirecto.


Aceptación de los cambios: tiene relevancia la conducta que adopta el trabajador en relación al cambio dispuesto. 



Otros horarios: 222710C1C2C3C5109 - Todos los Omnibus
Comments